El Gas Natural es una energía de origen fósil, limpia y respetuosa con el medioambiente que se encuentra en el subsuelo terrestre. Se formó hace millones de años, cuando restos orgánicos descompuestos de animales y plantas quedaron sepultados bajo el lodo y la arena de lagos y océanos. Lentamente, la presión a la que estaban sometidos junto al calor de la tierra transformaron a estos restos en lo que hoy se conoce como gas natural. 

RESPETUOSA CON EL MEDIOAMBIENTE

El gas natural es la energía de origen fósil más limpia que existe, ya que es la que menos CO2 y partículas sólidas produce por kW útil utilizado y no produce emisiones de SO2. 
Además, los gasoductos de transporte y las redes de distribución, al estar enterradas, no modifican el entorno, siendo así respetuosa con el paisaje y los ecosistemas naturales.

GAS NATURAL = MÁXIMA EFICIENCIA = AHORRO

Es el combustible primario con mejor eficiencia energética. Además de su excepcional poder calorífico, cuenta con una tecnología muy desarrollada y eficaz que permite una fácil regulación y control de la potencia necesaria en cada momento.

INSTALACIONES VERSÁTILES

En Termia, disponemos de una amplia gama de equipos con los que poder sacarle el máximo partido al Gas Natural y a sus diversas aplicaciones : ACS, calefacción, climatización, etc.

DISPONIBILIDAD Y PRECIO ESTABLE

Es el combustible de origen fósil con más reservas en el mundo, lo que se traduce en garantía de disponibilidad. Además, las reservas están muy repartidas por todo el planeta, lo que permite una diversificación de las fuentes de suministro y una mayor estabilidad de precio.

COMODIDAD, SEGURIDAD, Y BAJO MANTENIMIENTO

Las intalaciones de Gas Natural se caracterizan por su comodidad y seguridad. Son fáciles de usar y están al alcance de cualquier bolsillo, siendo su instalación rápida y sin molestias. Al ser un combustible limpio, los equipos requieren poco mantenimiento, algo que alarga significativamente su vida útil.